Son muchas las tartas de limón que encontrarás en el recetario de la repostería internacional. De hecho, en miltartas hemos preparado varios dulces con limón en numerosas ocasiones.

Pero la tarta de limón merengada es la receta más clásica en este grupo. Y es además una de las más exquisitas. La deliciosa mezcla del crujiente, el punto de acidez del limón y la suave textura del merengue son pequeños placeres de la vida a los que no me puedo resistir.

¿Te ocurre lo mismo a ti? Pues no demoremos más esta receta y comencemos cuanto antes.

tarta limón merengada

DIFICULTAD

Fácil

PREPARACIÓN

1 hora 30 minutos

RACIONES

8 comensales

La receta consta de pocos ingredientes y todos son muy fáciles de conseguir. A continuación, te muestro los ingredientes y la cantidad que necesitamos para preparar cada una de las elaboraciones de las que se compone esta tarta.

Ingredientes

Para la base

  • 200 gr de harina

  • 110 gr de mantequilla

  • 2 cucharadas de agua

  • Media cucharadita de sal

Para el relleno

  • 795 gr de leche condensada

  • 8 limones

  • 8 yemas de huevo

Para el merengue italiano

  • 400 gr de azúcar

  • 7 claras de huevo

  • Media cucharadita de esencia de vainilla

¿Cómo preparar la tarta de limón merengada?

Esta versión clásica de la tarta de limón surgió con la idea de aprovechar las claras de huevo para preparar el merengue italiano como ultima elaboración.

Como ves, la cocina de aprovechamiento no es una tendencia actual ni mucho menos. De hecho, nuestras abuelas siempre han implementado este sistema. 

Pero basta ya de charla y vamos a lo que interesa.

La tarta de limón merengada consta de tres elaboraciones principales: la base, el relleno de limón y finalmente el merengue italiano. Ya verás que es muy fácil de preparar, por lo que solo tienes que seguir cada uno de los pasos y listo.

Para preparar la base

1Colocamos la harina en la mesa o superficie de trabajo y abrimos un hueco en el medio. Colocamos la mantequilla blanda en el agujero y mezclamos ambos ingredientes con las manos.

2Añadimos sal y continuamos amasando con las manos hasta que se integren bien.

3Agregamos la primera cucharada de agua y seguimos amasando. Si aún no obtienes la consistencia deseada o ves que la masa queda un poco seca, agrega otra cucharada de agua y listo.

4Envolvemos la masa en papel film y la reservamos en la nevera durante una hora.

5Mientras esperamos, precalentamos el horno a una temperatura de 170°.

6Pasada la hora, extendemos la masa sobre una superficie enharinada y la estiramos con un rodillo.

7Forramos el molde con papel de hornear y colocamos la masa sobre este, cortando los bordes. Colocamos una lámina de papel de horno y le ponemos encima un paquete de garbanzos o otro objeto que haga peso. De esta forma evitamos que la masa suba.

8Horneamos durante 10 minutos. Retiramos el objeto de peso y volvemos a hornear 10 minutos más.

Para preparar el relleno de limón

9 Precalentamos el horno a 150°.

10 En un recipiente mezclamos las yemas de huevo, la leche condensada, el zumo y la piel de limones. Batimos todos los ingredientes en una licuadora o de forma manual con unas varillas.

11 Vertemos la mezcla en el fondo de la masa y horneamos todo durante 30 minutos.

12 Dejamos enfriar y la reservamos en la nevera durante una hora

Para preparar el merengue italiano

13 Precalentamos el horno a 150°.

14 En un cazo al fuego, agregamos el azúcar y un poco de agua. Calentamos a fuego medio hasta que comience a hervir.

15 Mientras, batimos las claras para montarlas y le agregamos la esencia de vainilla. Dejamos de batir cuando las claras estén blancas y esponjosas. Este paso puede llevarnos unos minutos, por lo que te convendrá utilizar una varilla eléctrica para que el brazo no sufra.

16 Vertemos el almíbar de azúcar, mientras continuamos batiendo y una vez que lo hayamos vertido todo, aumentamos la velocidad y seguimos mezclando durante 10 o 15 minutos. Para este punto, el merengue debe triplicar el volumen y espesor que tenía anteriormente.

17 Extendemos el merengue sobre la tarta fría haciendo picos con la ayuda de una cuchara.

18 Horneamos todo durante 20 minutos, hasta que el merengue esté ligeramente dorado y este es el último paso antes de servir.

Y ya tenemos lista nuestra tarta helada de fresas al Oporto. Puedes decorarla igualmente con fresas, si te han sobrado. Yo también he utilizado hojitas de menta que le dan más frescor y color a la decoración. 

Antes de probar tu tarta y contarme qué tal sabe, quiero invitarte a descubrir algunos de los beneficios de los vinos de Oporto. Así puedes convencer a los comensales más exigentes de probar tu tarta, mostrándoles cuán interesante es este ingrediente.

Para servir, esperamos a que se enfríe a temperatura ambiente, pero no tenemos que reservarla por más tiempo en la nevera. Una vez templada es momento de probarla.

¿Qué tal sabe tu tarta de limón merengada?

Pon un toque ácido con esta tarta de limón ;)